Jota a mi pueblo

Gascueña se lleva muy dentro
siempre pensando en ella
allí donde te encuentres
llevarás cerca tu tierra

Un lugar de buena gente
cuando pases por la plaza
te llamarán secretario
y una sonrisa te sacan

En la falda del Altorey
se encuentra mi patria chica
Gascueña se llama el lugar
la querré toda mi vida

Le canto esta humilde jota
que sale desde el alma mía
ruego acepte mi regalo
pues por ella daría mi vida

Y las mozas de la zona
como las flores del campo
son bellas y delicadas
caes rendido a sus encantos

Como un trocito del edén
es la envidia de la sierra
dios querría vivir allí
si bajase a la tierra

Los mozos de Gascueña
son fornidos y valientes
si les retas en pelea
te saltan todos los dientes

Escucha lo que te digo
y no creas que es camelo
España tiene un cielo
te invitamos ven a verlo

Cuando voy por la cañada
me palpita el corazón
cuando huelo su perfume
perfume de jara en flor

Un río tiene su nombre
orgulloso de tal honra
si toda vía no caes
es el plateado Bornova

Gascueña tiene su idioma
hablado en versos menores
se trata de la jota
el idioma de los dioses

Cuando Diós creó el mundo
y se fijó en mi Gascueña
lloró de pura alegría
contemplando su belleza.

Gascueña

Airujul

Os dejo un poema de hace años en el que traté de hacer un juego con la palabra LUJURIA:

Amor sufre embates de la
Imponente ola que lo
Resquebraja sin pudor
Urdiendo carne contra su
Jubilosa y pura unión

Ultrajante y seductora
Lujuria

labios 2

Poema del ojo ciego

Como veréis tengo cierta obsesión con la palabra ojo, últimamente todo lo que escribo suele contenerla. Es una de mis palabras fetiche. Aquí os dejo un poema titulado «Ojo ciego».

Soy un ojo que no ve
así vivo la vida
medio vivo, medio muerto
esclavo de mi propia ceguera,
sumido en un mar electrificado
oteando sin cesar
en busca de la libertad.

Cuando el ojo abra a la vida
afile la vista
y llegue ese nuevo amanecer,
renaceré a mi infinito existir.

ojo-cerrado

Elegía por la muerte mía

He pretendido realizar una elegía en versos de arte menor, octosilábica, pero ha sido muy difícil poder expresar todo lo que quería en ocho sílabas, por eso no  todos los versos están cuadrados. He de decir que éste poema me gusta mucho porque tiene gran significado para mí aunque sé que no es perfecto, me parece que algo le falta o le sobra.

Lloro la muerte más triste
la muerte de la vida mía
que sin quererlo te fuiste

Como se va la noche y el día,
una década sangrando
con el alma hundida y umbría

Descalzo voy caminando
sobre senda serpentina
clavos oxidados pisando

Falta el vino en la cantina
falta el agua en este pozo
falta el alba matutina

Quiero llorar de gozo
quiero la vraie vie y su ausencia
quiero perderme en su alborozo

Cuando acabe la tormenta
cuando llegue el nuevo día
mi ser y mi osamenta
se alimentarán de ambrosía.

muerte